Este contenido también puede ser leído en: Portugués, Brasil

Conmemoramos los Reyes Magos que visitaron Jesús en el día de su nacimiento. Guiados por una estrella hicieron el camino que los llevaba hasta el Niño nacido en la Tierra para conducir las personas en el amor.

La Estrella es un símbolo de Luz y como tal Ella aparece en algún momento de la vida de un iniciado.

La Estrella de cinco puntas, el pentagrama, el hombre de pié en la Tierra, representa el concepto universal de que Así como es encima es abajo. Una estrella iluminando el cielo y una estrella de Luz iluminando la Tierra. 
Jesús es la Luz y la Estrella.

Sus enseñanzas deben ser seguidas como la Estrella de Belén fue seguida por los Reyes Magos y los pastores. Ricos, pobres, poderosos, políticos, gente común, del pueblo, todos los que vean la Luz quieren seguirla. Cuando dejamos que nuestra estrella brille todos los que precisan de Luz se aproximan.

LOS REYES

Melchior, Gaspar y Baltasar eran jefes de grandes religiones de su lugar de origen. Eran sabios, magos, astrólogos, muy bien preparados para al Alta y Sagrada Magia y estaban preparados para ver en el cielo ciertas configuraciones planetarias y llegaran a la conclusión de en aquella época algo muy especial estaría se pasando en algún lugar de la Tierra. Así fueron siguiendo la Luz hasta encontrar Jesús. Esos Reyes Magos levaron de regalo oro, incienso y mirra. El oro simbolizaba que Jesús sería un Rey, el dorado representa la riqueza de la sabiduría, el poder; el incienso quiere decir que El era también un iniciado espiritual y la mirra, el símbolo de la inmortalidad, era usada para embalsamar los cuerpos, cicatrizar las heridas y preservarlos de la destrucción del tiempo después de la muerte.

Los Reyes Magos volvieron a sus países después de la visita.Pero lo hicieron por otro camino para no encontrar Herodes. Simbólicamente esto representa que quien encuentra o Amor, que en Jesús encuentra su grado máximo para el Occidente, nunca más podrá ser la misma persona.

En la Fraternidad Blanca, MELCHIOR fue la encarnación del Maestro El Morya, representando el poder del Yo Soy, la VOLUNTAD, el rayo azul, la FE. El oro simboliza el poder.

BALTASAR,  representando el rayo Dorado, en una encarnación del Maestro Kuthumi. El llevó a Jesús la SABIDURÍA DIVINA con el incienso cuya fumaza al elevarse une el cielo y la tierra.

GASPAR el Rayo Rosa, en una encarnación del Maestro Djwal Khul, representado el amor incondicional Él le ofreció mirra que lo tornarían inmortal.

Los Reyes Magos nos enseñan que debemos buscar el camino que nos lleva al Principio de la Vida, la Unidad con Dios el Criador. Hacer el camino siguiendo la Luz Mayor. Precisamos saber si nos identificamos con esta Luz, y cuanto mayor Ella sea mayor también será la proximidad con el Principio Único del amor. Así debemos trabajar todos los días con el Poder que es la energía pura de la Voluntad y de las realizaciones. Hacer el camino.

Ellos nos enseñan también a trillar el camino con Sabiduría, despertar para la plena y total comprehensión de los misterios de la vida. Es el aquí y ahora. El presente. Reconocer en todos los lugares la Presencia Infinita del Poder Supremo de Dios, es saber hacer el camino. Y después de saber, abrir el corazón para vivir el amor. Perceber el derramamiento de tantos años de amor, de conocimientos y llorar por el mundo que está se destruyendo por la ingratitud de las personas que recibieron esta Sabiduría y no la quieren usar. Despertar para la pureza del amor no hace reconocer que la aceptación del dolor y del sufrimiento, la imperfección es solamente el alejamiento del Amor verdadero y que debe ser inmortal como la mirra.

Los Reyes Magos nos ponen frente a frente con la Verdad de que todo es Uno, y que no somos nada sin Amor, reconocido por todos como la Gran Luz, el Gran Amor, el Cuerpo de Luz, y siguiendo la Luz de la Estrella hasta que lo encontremos.

En este día de Reyes despierte su Estrella! Que Ella brille intensamente, cada día más! Haga su Estrella brillar.

 

 

Comente